20/1/10

¿Deberíamos prohibir el uso de Facebook en Officenet Staples?

Cuando empezamos como compañía, todos teníamos nuestro Outlook y el consiguiente e-mail... interno! No podíamos enviar un email hacia fuera de la compañía, solo una persona podía hacerlo.

¿Y cómo funcionábamos?

Todos le enviábamos un email a esta persona (Santi), con los datos de a quien iba realmente, y él lo reenviaba... La respuesta seguía el mismo camino.


Un par de años funcionó hasta que el modelo se hizo insostenible. Santi era mucho más valioso para otras cosas y el email era evidentemente una herramienta que había llegado para quedarse.

Ya tratamos el tema de las nuevas (y no tan nuevas) tecnologías varias veces (sobre todo MSN). Así, encontramos que muchos clientes las usan y eso nos hace más eficientes.

En algunos casos, incluso, se usan dentro de la empresa (el más evidente es entre Officenet Argentina y Officenet Brasil).

De todas maneras, no hemos (no he) definido una regla que se pueda utilizar en todas las discusiones.

Nuestra presencia en Facebook crece exponencialmente. No solo nuestra presencia individual, sino también de la compañía, en grupos, páginas, comentarios. De hecho hasta hemos conseguido clientes por Facebook.

A partir de este hecho, me pregunto si deberíamos prohibirlo, dejar que evolucione o potenciarlo.

Una presentación de Juan Carlos me abrió la cabeza en este sentido.

Primero, atendiendo al hecho de que (en EEUU) 51% de las empresas prohíben el acceso a Facebook.



Pero también aclarando que muchos empleados jóvenes no están contentos con esa decisión.




Nuevamente aparece el largo plazo:





¿Pasará lo mismo que con el email con LinkedIn, Twitter y Facebook?

7 comentarios:

  1. Yo creo que tener libertad de usar elementos como el msn o el facebook es algo bueno que debe valorarse, ya que no en todos lados se lo permite.
    En realiadad va en cada persona, en el compromiso y grado de crecimiento que tengan, ya que no debería ser necesiario que nos esten controlando. Cada uno sabe si eso llegará a afectar o no su desempeño.
    Lo malo no esta en la herramienta si no en el uso que le damos, de nosotros depende que esa libertad no la hagamos libertinaje.

    ResponderEliminar
  2. Terminará siendo lo mismo que el email. Hoy mucha gente usa los mensajes privados de Facebook como algo parecido al email. Incluso es más fácil "googlear" a una persona y conectarse mandandole un mensaje por facebook aunque no sea tu "amigo".

    Creo que la perdida de tiempo se puede hacer de cualquier manera. Con el email años atrás era una lluvia de ppt´s con chistes, mensajes de todo tipo y las cadenas que se armaban eran enormes. Ahora facebook cumple la misma función. Es cuestión de cada uno como lo use.

    ResponderEliminar
  3. en la empresa de mi padre teníamos 2 líneas de´teléfono cuando apareció el FAX, y una vez descubro a 1 empleado hablando por telefono con el otro a 4 mts de distancia de 1 línea a la otra. Es la misma pregunta, deberíamos haber anulado o prohibido usar la línea 2? Yo tengo en msn y Facebook amigos familiares compañeros de traabajo y clientes...es más, con algún que otro cliente que no puedo hablar por teléfono nos comunicamos con msn. El temna es que cada 1 sabe loque tiene que hacer, y y deberíamos potenciar el uso haciendo capacitaciones sobre la utilización de estos recursos.

    ResponderEliminar
  4. Creo que prohibir el uso de cualquier herramienta de comunicación es una mala práctica de management.

    Quizás a Facebook (como a cualquier otro elemento que sea posible fuente de distracción) se le pueda atribuir la pérdida de tiempo de algunos empleados, aunque creo que este comportamiento se debe más a un tema de fondo que puede estar ligado a los acuerdos entre el Coach de cualquier equipo de trabajo y sus colaboradores, a la forma en la que cada uno se siente desafiado a alcanzar sus objetivos de gestión, o a cómo es el seguimiento del trabajo, y si esto permite o no el espacio de distracción/ocio en forma adecuada y no desmotivante.

    La gestión de las personas es un arte en si mismo, y a veces se ataca al emergente más que a la fuente de una conducta no deseada.

    En resumen, NO, creo que no hay que prohibir Facebook, me parece que el camino es mejorar nuestras formas de gestión y aprovechar las fortalezas de la conversación en todas sus formas, ya sea cara a cara o mediatizada en una red social.

    ResponderEliminar
  5. Como diria la cancion...depende, todo depende...donde esta puesto el foco de RRHH para con su gente? Trabajamos por objetivos o por tiempo (8 horas por dia)? Respondiendo esa pregunta respondemos al interrogante del titulo de esta nota, solo que quizas tambien aparece otro muuucho mas grande, estaremos siendo consistentes?

    ResponderEliminar
  6. Facebook tiene un efecto muy particular, esta totalmente asociado al "no trabajo". Cuando alguien en broma (o no) se quiere referir a que un companiero no esta trabajando lo primero que dice es "esta todo el dia en Facebook". Considero que este efecto lleva a una autoregulacion por parte de los mismos empleados a usarla con moderacion, porque se queda muchisimo mas expuesto a que si estamos escribiendo un correo personal por ejemplo.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  7. Un empleado de deposito escribe en el Muro de su amigo lo bien que lo paso en sus vacaciones...

    Un vendedor escribe en su Facebook como le fue en sus vacaciones y que ya esta devuelta, listo para vender.

    Aunque parezca trillado, no sigue siendo el cumplimiento de objetivos la mejor manera de determinar si una herramienta es útil para la organización?

    En mi opinion, esto obliga al managment a volcar sus esfuerzos a tener bien definidos sus procesos, procedimientos, metricas, etc en lugar de ver que paginas filtrar en los firewalls de la compañia.

    ResponderEliminar

Por favor dejá tu comentario. Podés hacerlo anónimo sin problemas, lo único que voy a eliminar son los comentarios que buscan dañar a alguien y el spam.